Desde su inicio hasta el fin, toda la clase política oficialista y sus allegados han criticado duramente la obra de los carriles exclusivos para micros en Florencio Varela, mal denominada Metrobús (no es otra cosa), por su costos, por las toneladas de hormigón que bien podían haberse destinado a obras de infraestructura en los barrios y por fuentes de trabajo que no se les dieron a grupos de Cooperativas locales, que no están capacitados para semejante obra.

Por medio del mismo Municipio nos informamos que el intendente Andrés Watson recorrió la construcción del nuevo edificio donde funcionará la Subdelegación de Policía Científica – Cuerpo Médico ubicado en Sargento Cabral y Avenida Calchaquí, obra que traerá soluciones logísticas, tanto para el servicio que presta la mencionada fuerza en el distrito, como para las víctimas.

Se trata de una obra de 300 M2 que conlleva una inversión de fondos municipales superior a los 14 millones de pesos, y contará con consultorios psicológicos, recepción, sala de reuniones y sala de espera. De esta manera, el Cuerpo Médico de la Policía Científica, que se ocupa del trabajo pericial de la zona, pasará a funcionar en el distrito, evitando traslados. Al mismo tiempo se contará con un lugar destinado a la asistencia de víctimas de violencia sexual, fortaleciendo su atención dentro del predio donde actualmente se encuentra la Comisaria de la Mujer.

Como puede ser que un Municipio con las cuentas haciendo un delicado equilibrio destine 14 millones de pesos a una obra que debería encararla el Ministerio de Seguridad de la Provincia de Buenos Aires y el Municipio volcar esos fondos a obras en los barrios, que es lo que esperan muchos vecinos, lamentablemente o no son coherentes sus dichos con sus acciones o tenemos que pensar mal y hay un toma y daca con Francisco “Chicho” Basile que es el empresario al que se le adjudico la obra, aunque el responsable será un profesional matriculado.