EL DESCONTENTO DE UN SECTOR DE LA POBLACION SE REFLEJO EN EL ATAQUE A ALBERTO FERNANDEZ AL VISITAR LA COMARCA ANDINA

14 marzo, 2021 Off By demo

Toda agresión es repudiable, aunque cuando parte del pueblo comienza a levantarse contra sus dirigentes tiene una razón de ser y esa razón de ser es la imposibilidad de la vía del dialogo, en determinadas instancias institucionales como el Legislativo o el judicial, al estar cercenadas por un poder político que dirige a su antojo y enfocado en intereses personales, la hechura de las políticas públicas en la República Argentina, en este caso son las del cuidado del medioambiente, la lucha contra el fuego, la permisividad y pasividad contra los hechos delictuosos que genera la Resistencia Ancestral Mapuche, a quienes se los deja avanzar ganando territorio y ocupando propiedades y tierras privadas o incendiandolas.

El otro tema espinoso que se transformo en un negocio para pocos, es el de la minería, dónde el Estado Nacional, se lavo las manos y deja en la provincias que tienen recursos como oro, plata, cobre, hierro y otro metales de alto valor, el arbitrio de su explotación que queda en manos de empresas extranjeras a las que nadie controla, transformándose en un pingue negocio para gobernador y muchos funcionarios públicos, con daños irreversibles en el medio ambiente y con fuga de ganancias al extranjero, sin que se vean reflejadas en el desarrollo interno de las comarcas andinas, ni en el crecimiento y modernización de los sectores poblacionales.

El otro tema es la ineficacia de la lucha contra el fuego en la localidad del HOYO y EL BOLSON como otras cercanas a LAGO PUEBLO y CHOLILA, por falta de elementos de los bomberos voluntarios e insuficientes helicópteros y aviones hidrantes, cuya compra anunciara el ex- gobierno de Cristina Fernández y nunca se vieron en su totalidad.

El ataque al presidente de la Nación, en la realidad fue consecuencia, en gran parte de las actitudes del Gobernador ACIONI hacia las mineras y en otra del cansancio de la gente de promesas que nunca se cumplen por parte de un presidente que cada día aparece más debilitado en su gestión por compartir sus decisiones de gobierno con Cristina Fernández, cuando el poder decisional del Estado debe ser ejercido en forma unipersonal.

A lo mencionado se suma el intento de hacer oportunismo político con la desgracia de 250 familias que quedaron sin siquiera un cubierto a causa del incendio y muchas de ellas no pueden comenzar ni de cero, se les arruino la vida, en ese contexto Fernández se hizo presente casi sobre el final del desastre provocado, según fuentes oficiosas en forma intencional, cuando debía hacerlo antes, en medio de la catástrofe para mostrar verdadero acompañamiento, los que lo repudiaron y agredieron fueron un grupo de militantes anti-mineros, junto a pocos vecinos que después terminaron siendo golpeados por los matones de la UOCRA de la zona y militantes políticos oficialistas.

Cuando en el Estado se pone gente a cargo del cuidado medioambiental que nada entiende del tema y se avala el robo de nuestros recursos minerales por parte de empresas extranjeras, suceden estas cosas. Bien lo dijo el extinto Gral. Juan D. Perón “El pueblo marchara con los dirigentes a la cabeza o con la cabeza de los dirigentes, claro que esto depende de como se gestione el poder del Estado en cada rincón del país y como se establezcan las vías del dialogo político por parte del oficialismo y el pueblo de la Nación.

Terminar con la corrupción, modificar la Ley de Minería; detener la actividad de la RAM en el Sur de nuestro país y a quienes los apoyan para generar ataques que entran en la categoría del terrorismo, debería ser una de las premisas de gobierno, única forma de recuperar la credibilidad perdida en tan poco tiempo de gestión y de evitar que actos similares a estos puedan volver a repetirse.