QUILMES: Carril de Metrobús, el juego de los políticos y una chicana para Molina

QUILMES: Carril de Metrobús, el juego de los políticos y una chicana para Molina

4 junio, 2019 Off By demo

En una nota anterior, expresamos que el Intendente de Quilmes había inaugurado los carriles del Metrobús Quilmes que va a circular durante 8,7 kms por Avenica Calchaqui, en jurisdicción de Quilmes y un pequeño sector de Florencio Varela y asi también lo indicaron medios locales quilmeños como el Intendente mencionado en su página de facebook.

Con el desfile realizado en el lugar, sin duda la habilitación fue un hecho, sin embargo los carriles quedaron cerrados a la circulación hasta el día de hoy en que se produciría la apertura oficial y el corte de cintas por parte del Presidente de la nación Mauricio Macri, la gobernadora provincial María Eugenia Vidaly el Ministro Guillermo Dietrich, que seguro esta vez no ira en bicicleta, sino en un “bondi”.

La “doble” inauguración tiende a levantar la imágen de Martiniano Molina y de Mauricio Macri, a traves de la Obra Pública y entra en el juego de los políticos, se trata de mostrar lo que se hace, como se hace y dónde se hace, con las criticas respectivas al gobierno de Cristina Kirchner por la corrupción durante su gobierno en obras similares a la que hoy se inaugura, que en verdad en nada se asemeja a lo que no se realizó y se cobro durante doce años.

A partir de esta inauguración y apertura al tránsito del carril para el Metrobús Quilmes, se espera una aceleración de los trabajos sobre la Avenida San Martín en Florencio Varela, dónde ya se están techando las nuevas estaciones de micros y también se están perdiendo varios árboles no originarios, los que van a ser reemplazados por otros, en aquellos lugares donde tengan espacio para desarrollarse.

En el discurso de Macri, referido a varias cuestiones de uso del tiempo y personales pero en especial sobre el tiempo de ahorro en viaje, hay que tomar la siguiente frase: “podría ser invertido en un curso de cocina con Martiniano, quién esta distraido en la Intendencia”, lo que implica un mensaje a Molina, que se lo tomo a risa, aunque el Presidente apuntó a otras cuestiones más concretas.